“Siento, luego existo”, un proyecto becado por Plena Inclusión Madrid y la Fundación Repsol

Desde septiembre vengo desarrollando “Siento, luego existo”, un proyecto becado por Plena Inclusión Madrid y la Fundación Repsol en las residencias artísticas #EspacioCovergente en el Centro Ocupacional Círvite, con personas con discapacidad intelectual.
El punto de partida están siendo las cinco emociones básicas y que se manejan en todas las culturas – alegría, tristeza, asco, ira y miedo – y, las expresiones faciales que los reflejan. A través de imágenes y de nosotras como modelos, hemos ido observando nuestras expresiones, sirviéndonos como guías para empezar a imaginar nuestro escenario: Un paisaje de bustos cerámicos. ¡Está siendo una experiencia increíble y de la que estamos disfrutando un montón!
Ahora hemos parado porque en el taller de cerámica tienen que preparar encargos para estas fiestas, pero en enero, continuaremos con el proyecto, con energías renovadas. Y, en primavera, a partir del día 4 de abril y hasta el 17 de mayo, expondremos el proyecto en la Escuela de Arte Francisco Alcántara ¡¡Yuhuuuuu!! 🙂



Los comentarios están cerrados.